Lola Vásquez: Las mujeres trans existimos y resistimos desde nuestros cuerpos disidentes

Blog por Gabriela Melgar, junio 28, 2020

 

Lola Vásquez es una mujer trans guatemalteca que trabaja incansablemente para visibilizar la lucha de las mujeres trans en todos los espacios; ya sea desde su trabajo como subdirectora en OTRANS-RN Organización Trans Reinas de la Noche o bien desde sus espacios personales. Cuando ella entra a un lugar su presencia nunca pasa desapercibida, su pasión por la moda la expresa en su forma de vestirse, además de sentir un profundo amor por el arte en general.

Lola hizo su transición a los 32 años, reconoce que fue tarde por el miedo al estigma y la discriminación a la que se enfrentaría. Ella misma admite que crecer en una cultura machista te hace dudar. Cuando hizo su transición, poco a poco fue notando que era una mujer trans machista. Desaprender patrones y comportamientos enraizados fue otro proceso que conquistó con los años.

Ella nos cuenta que su transición fue un proceso complejo, desde pequeña supo que había algo diferente, pero crecer en una familia conservadora la limitó a explorar en su identidad. “Es que tú sos gay” le decían, a pesar de que su familia asumió (en aquel momento) que era homosexual fue difícil crecer en un entorno con un papá militar y con una fuerte influencia religiosa en su vida.

Conforme fue creciendo, amaba travestirse. Ella aprovechaba esas ocasiones cuando se presentaban, pero cada vez más, encontraba que esa era la identidad que tanto había buscado desde pequeña. “Yo me miraba al espejo y cuando me veía maquillada quería alargar ese momento lo más posible”. Fue entonces cuando descubrió que Lola Vásquez, era quien la llenaba de sentido.

“Yo me miraba al espejo y cuando me veía maquillada quería alargar ese momento lo más posible”.

El arte como una forma de liberación

 

En el 2015 Lola tuvo la oportunidad de acercarse a colectivos LGBTIQ. Ahí conoció el feminismo y empezó su camino hacia la militancia y el activismo en el movimiento trans. Su primer contacto con estas organizaciones lo hizo cuando se unió a la Colectiva Siluetas. En esa ocasión participó y actuó en la obra de teatro Disidencias, esta puesta en escena profundizaba principalmente en las distintas formas de ser hombre y mujer y los roles de género impuestos socialmente.

Foto: Facebook Colectiva Siluetas. 2015

“Hivos siempre ha sido un aliado importante de la población Trans, la primera vez que escuche de Hivos fue por el apoyo que brindó al colectivo Siluetas con la obra llamada “Disidencias” en la cual yo participe siendo una de las protagonistas de esta obra tan controversial por que tocaba la temática Trans, a través de ella conocí el activismo e incidencia política a través del arte y empecé a nombrarme ya no actriz sino activista».

La obra se presentó en varios países de la región centroamericana abriendo la posibilidad para que, desde el arte, las personas asistentes se cuestionaran sobre todo el imaginario construido alrededor de la sexualidad y la identidad.

Unos años más tarde, Hivos financió la filmación del cortometraje LGBTI “Te amo Marissa” en el que Lola fue protagonista. Esta película fue realizada en el marco del Proyecto “Te Presto Mis Zapatos” implemento por ODASA. Ella recalca que puede haber muchas formas de hacer activismo y el arte es una valiosa alternativa. Lola usa esta pieza audiovisual en diferentes espacios para continuar abriendo debate y sensibilizando a través del arte.

 

¿Qué significa ser mujer trans en Guatemala?

 

Para Lola significa desafiar a la sociedad día tras día. “Quizá ahora las personas te ven como mujer, pero tienen resistencia a tratarte como una, la gente ve todo desde la genitalidad, además vivir en una sociedad machista, donde el imaginario de las mujeres trans está hipersexualizado, es complejo, la gente automáticamente te ve y piensa que sos prostituta, además hay que lidiar con mensajes abusivos en las redes sociales y el acoso callejero”.

Uno de los grandes obstáculos que enfrentan las mujeres trans en Guatemala y en Latinoamérica es la falta de reconocimiento legal a la identidad. En la región solamente hay seis países que cuentan con una Ley de Identidad de Género (Argentina, Bolivia, Colombia, Ecuador, México y Uruguay).

Desde mayo del 2011 OTRANS-RN Organización Trans Reinas de la Noche, en la que Lola es subdirectora,  promueve la aprobación de la Ley de Identidad de Género en Guatemala. La organización ha llevado adelante diversas acciones de incidencia y cabildeo en el Congreso para lograrlo, pero después de varias discusiones y mesas técnicas para abordar el contenido de la propuesta con los legisladores, en agosto del 2018 la iniciativa de Ley recibió un dictamen desfavorable por parte de la Comisión de la Mujer del órgano lesgislativo.

A pesar de ello, Lola ve con buenos ojos la atención que se le dio al tema: “Fue la primera vez que en Guatemala se habló tanto de la identidad de género, era algo que no se había tocado y se logró visibilizar, sabemos que la iniciativa tuvo un dictamen desfavorable, pero también sabemos que los derechos humanos son progresivos y estamos convencidas que nuestra iniciativa un día será ley”,

Acción de incidencia en las afueras del Congreso de Guatemala. Foto: Facebook OTRANS-RN. 2018

Lola reflexiona también sobre la importanciade  empezar a cambiar el modelo educativo por uno más incluyente, uno en el que las identidades trans sean respetadas y que las personas no sufran acoso escolar por tener una identidad de género distinta a la socialmente aceptada. Los espacios laborales también son un reto para la población trans, en Guatemala no existe una política laboral que incluya espacios para personas trans y que se promuevan espacios libres de estigma y discriminación.

 

La información y los datos para visibilizar

 

En el 2017 Lola comenzó su trabajo en OTRANS-RN y desde ese momento consolidó su compromiso con el activismo. En esa ocasión fue la Encargada de Monitoreo Ciudadano de la Subvención de VIH para Guatemala financiada por el Fondo Mundial, del cual Hivos era el Receptor Principal. Desde ese momento Lola despertó su curiosidad por el manejo de información y los datos.

Un año más tarde, participó en distintos talleres sobre datos abiertos promovidos por Hivos en el marco del Programa de Contrataciones Abiertas. De esa cuenta, viajó a Argentina para asistir al evento más importante de datos abiertos en Latinoamérica, AbreLatam y ConDatos. Su participación en Buenos Aires dejó una huella imborrable, era la primera mujer trans en participar en este espacio, además dejó una reflexión a la comunidad datera sobre la necesaria inclusión de la temática LGBTI+ en la agenda regional.

 

Lola Vásquez compartiendo su experiencia en el Panel sobre Datos Sensibles, AbreLatam y ConDatos. Quito Ecuador. 2019

 

En 2019, Lola participó nuevamente en la edición de AbreLatam y ConDatos. Esta vez en Quito, Ecuador, compartió su experiencia en el panel sobre Datos Sensibles, reflexionando nuevamente sobre abrir espacios a la comunidad trans. Para Lola es esencial involucrar al movimiento porque existe la certeza de que los datos pueden salvar muchas vidas y visibilizar las realidades particulares. Como ella misma manifiesta: “no podemos sentarnos en un Ministerio a cambiar una política pública o proponer una Ley de identidad de género, no podemos demandar y exigir al Estado todo lo que nos debe, si no tenemos datos que nos respalden”.

 

Hoy, a sus 38 años, Lola Vásquez es una mujer que seguirá trabajando para que sus compañeras cumplan sus proyectos de vida y en un futuro cercano estén participando en espacios de toma de decisión.  Le preguntamos qué sueña para su futuro y nos dijo que “Como mujer Transfeminista me visibilizo en otros espacios fuera de la OTRANS-RN primero porque considero que hay que ceder espacios para que otras puedan venir  fortalecer sus capacidades, empoderarse y contribuir desde, para  y por el movimiento Trans; segundo porque  necesito seguir creciendo y aprendiendo desde otros espacios; tercero las mujeres trans debemos empezar a ocupar espacios públicos en el gobierno, para desde ahí seguir generando cambios y dar oportunidades a las mujeres trans, en educación, cupo laboral en instancias del estado y empresas privadas”.

Foto: Ana Cecilia Cobar

 

 Mujeres sin límites

Si quieres conocer a más #MujeresSinLímites te invitamos a que sigas nuestra campaña, durante el año compartiremos historias de mujeres poderosas de toda la región de América Latina que están transformando sus entornos. Si conoces a otras mujeres que están impulsando cambios en tu país, cuéntanos sus historias usando los hashtag #EsteEsMiPoder #MujeresSinLímites.